Lunes de activismo digital feminista – Segunda entrega

Seguimos con nuestra entrega de los lunes para arrancar la semana bien inspiradxs: la segunda parte de la nota del portal Mic sobre las campañas digitales feministas que cambiaron el mundo.

Podés ver la primera parte acá.

—————————————-

Por Elizabeth Plank

  1. Las mujeres negras le patearon el trasero a Ken Cuccinelli

Siempre es divertido ver a los políticos haciendo campaña como si las electoras no representasen la mayoría de lxs votantes (noticia de última hora: lo somos). El último en ignorar este hecho importante fue Ken Cuccinelli, el candidato republicano a postularse para gobernador en Virginia. Su defensa de notorias políticas contra las mujeres no sólo le costó un par de votos sino también la elección.

La organización “Planned Parenthood” (órgano para la planificación familiar en Estados Unidos) fue una de las fuerzas unidas más fuertes en la búsqueda de mantener a lxs electores informadxs acerca de sus posiciones problemáticas sobre las mujeres. Gena Madow, la asesora de prensa de PPFA, explicó que el aspecto digital de su campaña hizo toda la diferencia del mundo:

“Diseñado para coincidir con el lanzamiento del libro de Cuccinelli, el sitio web ‘Mantenga Fuera a Ken’ (Keep Ken Out) fue lanzado a principios de febrero. En los siguientes meses, “Planned Parenthood” y organizaciones políticas y de defensa ejecutaron un programa robusto en los canales sociales, incluyendo el perfil de Twitter @KeepKenOut para ayuda a educar a lxs electores sobre el historial de Cuccinelli y sus últimos pasos en falso”.

“Planned Parenthood” incluso lanzó una inteligente aplicación interactiva en línea, que permitió a la gente insertar el banner de “Keep Ken Out” en las fotos de los lugares a los cuales él no pertenecía. Cientos de residentes de Virginia utilizaron la aplicación para publicar y compartir fotos y cerca de 45.000 visitaron el sitio web.

Así que al final, ¿quién mantuvo a este candidato notoriamente fuera de la campaña? Las mujeres negras. Cuando se trató de mujeres casadas, el oponente de Cuccinelli ganó por 42 puntos. Sin embargo, cuando se trató de mujeres afroamericanas, esa cifra se duplicó a 84 puntos. “Mantenga Fuera a Ken” no sólo educó a lxs electores sobre su posición social conservadora y radical, sino que también cambió el curso de las elecciones.

  1. Un mapa de colaboración colectiva ahora rastrea las agresiones sexuales en Siria

La violación es el crimen menos reportado, pero Lauren Wolfe, Directora de “Women Under Siege” en el “Women’s Media Center”, está tratando de cambiar eso  aprovechando el poder de la tecnología.

El proyecto de periodismo de Wolfe tiene como objetivo documentar cómo la violencia sexualizada es utilizada en Siria contra mujeres, hombres y niñxs mediante la creación de un mapa de colaboración colectiva para rastrear cada incidente de asalto sexual. El objetivo del proyecto es trazar dónde sucede el crimen, pero espera servir también como prueba en el caso de acciones legales.

  1. Go Daddy dejó de ser el peor

En 2011, cuando el ”Proyecto Representación” (“Representation Project”) comenzó el hashtag #NoLoCompro (#NotBuyingIt), la empresa empresa registradora de dominios de Internet y alojamiento web “Go Daddy” fue uno de sus principales objetivos. Después que se enviaron decenas de miles de tweets, no tuvieron más remedio que responder.

Cuando el hashtag alcanzó a 2 millones de usuarios de Internet más en 2013 -de lo había logrado en 2012- la empresa respondió y cambió su estrategia publicitaria.

Con el lanzamiento de la nueva aplicación de “Representation Project”, sólo podemos esperar a que más empresas sigan los pasos de “Go Daddy”. De hecho, en 2014, el Super Bowl fue decididamente menos sexista (con algunas excepciones) de lo que ha sido en el pasado, y muchos están diciendo que es gracias al activismo digital de estas organizaciones no lucrativas.

  1. Rush Limbaugh perdió un montón de plata después de llamar puta a Sandra Fluke

Después de que Rush Limbaugh (conductor de radio) hizo comentarios despectivos sobre la estudiante de derecho de Georgetown (y ahora candidata al Congreso) Sandra Fluke (luego de su testimonio a favor de la campaña de anticonceptivos de Obama), lxs activistas se reunieron para exigir que los anunciantes dejaran de financiar el show.

Justo luego de que Media Matters informara la historia de que Limbaugh había llamado “una puta que quería dinero para tener relaciones” a la estudiante, la gente se organizó. Y se organizó mucho.

Inspirada por el activismo dirigido a Rush Limbaugh, la presentadora de MSNBC Krystal Ball escribió un artículo de opinión que ayudó a impulsar el hashtag #stoprush. Eso condujo a la creación de la página web Stop Rush, donde los internautas podían ver la lista de patrocinadores del programa de Limbaugh.

Krystal Ball fue sorprendida por el poder de los medios sociales para obtener apoyo. “Ha sido y es totalmente increíble cómo el 100 % del esfuerzo de las bases todavía tiene impacto. La abrumadora mayoría de los anunciantes nunca volvió al programa de Limbaugh”.

En lugar de disculparse, Limbaugh añadió sal a la herida sugiriendo que las mujeres que creen que deben tener acceso a métodos anticonceptivos sin pagar deben grabar sus aventuras sexuales.

“Así que, señorita Fluke y el resto de ustedes, feminazis, este es el trato. Si vamos a pagar por sus anticonceptivos, y por lo tanto pagar para que ustedes tengan sexo, queremos algo por eso. Queremos que publiquen los videos en línea para que todos podamos verlos”, dijo el conservador conductor.

Limbaugh también siguió refiriéndose a Sandra Fluke y a “sus amigas” como “las que tienen demasiado sexo” y están “quebradas”, llevando a Rachel Maddow a plantear que Rush Limbaugh no sabe cómo funciona el control de natalidad.

Limbaugh terminó pidiendo disculpas, pero las feministas no las aceptaron.

 activismo2-

  1. Activistas visibilizaron el ‘filibusterismo’ de Wendy Davis a favor del aborto

Cuando Wendy Davis se enfrentó a Rick Perry y su posición anti-abortista durante una discusión de 13 horas que iba por la aprobación de un proyecto de ley contra el aborto (‘filibusterismo’ es como se llama a esta técnica de oposición), ni un sólo medio de comunicación importante decidió transmitirlo. Lo que no impidió que 180.000 personas sintonizaran la transmisión online después de que la senadora la publicara en los medios de comunicación.

La gente no sólo la miró, sino que tuitearon al respecto, y MUCHO, por lo que el hashtag #EstamosConWhitney (#standwithwendy) se convirtió en el tema más destacado en los Estados Unidos aquella noche, con más de 1.700 tuits por minuto en algunas oportunidades.

Rachel Sklar, co-fundadora de TheLi.st lo expresó perfectamente en una nota de Medium: “Lo que debería haber sido un trámite parlamentario rutinario fue un espectáculo fascinante con una maniobra obstruccionista de trece horas, un apoyo de base, un voto robado, un revuelo en Twitter, puntos innumerables de investigación parlamentaria, un impresionante cambio de opinión a las 3 de la madrugada y una nueva heroína feminista nacional”.

El proyecto de ley que Wendy Davis estaba obstruyendo (el que iba a cerrar un tercio de las clínicas de aborto de Texas y hacer ilegal el procedimiento después de 20 las semanas) consiguió no ser aprobado esa noche.

Aunque Perry se salió con la suya y firmó el proyecto convirtiéndolo en ley, Davis juró que sería candidata a gobernadora para revocar la ley. Gracias a una enorme base de apoyo, ya recibió un total de 95.892 aportes de $50 o menos. Organizaciones como Emily’s List ayudaron Davis a sostener este tipo de apoyo con numerosas peticiones y contribuciones.

  1. Susan G. Komen revirtió su decisión de dejar de financiar a “Planned Parenthood”

Después que la fundación Susan G. Komen decidió retirar todas sus donaciones a “Planned Parenthood” de la nada, Internet reaccionó. MoveOn.org desempeñó un papel fundamental con la creación de una petición que atrajo a más de 800.000 firmas en apoyo a “Planned Parenthood”. Según el sitio web de la petición, la decisión de Komen de abandonar a “Planned Parenthood” significaría que “hasta 170.000 mujeres podría quedar imposibilitadas de conseguir los exámenes de detección precoz del cáncer de mama que puede salvar vidas.”

Las feministas hablaron, escribieron y tuitearon sobre ésto, y dejaron de contribuir financieramente con la organización (equivaliendo a una caída de 22% en las donaciones del año siguiente), obligando a la Fundación Komen a cesar su rabieta contra “Planned Parenthood”. Incluso una vez que la polémica terminó, los principales patrocinadores abandonaron la organización y la participación en sus eventos se desplomó.

Las herramientas digitales que las activistas por la salud de las mujeres utilizaron para organizarse, todavía siguen activas. El hashtag #standwithpp, iniciado primero por Amanda Marcotte, se sigue utilizando para movilizarse en torno a la financiación de “Planned Parenthood”. El Tumblr llamado “Planned Parenthood Me Salvó” por Deanna Zandt continúa subiendo historias sobre la atención de salud segura y accesible para las mujeres.

Traducción libre de Talu Wenceslau. Revisión de Bar Duhau.

Texto original “23 Inspiring Feminist Digital Campaigns That Changed the World”, por Elizabeth Plank, publicado en 7 de febrero de 2014. Disponible en: www.mic.com/articles/80229/23-inspiring-feminist-digital-campaigns-that-changed-the-world

Anuncios

2 comentarios en “Lunes de activismo digital feminista – Segunda entrega

Dejá tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s